Una broma cinco estrellas

Ocho cosas que no sabe usted de mí. (Respondiendo a Julio y a Pili). Dormí con Van der Saar. Mismo hotel, cuartos separados.

Más gente sostiene que mis dibujos valdrán mucho, de los que están dispuestos a comprar uno.

Empecé este blog rezando todas las noches.

He inventado varios discursos de agradecimiento del Óscar.

La broma más exitosa que he hecho, fue citar a los testigos de Jehová todos los sábados a las nueve de la mañana, en la casa de Ireri.

Ya sé bailar fenomenal, como Fred Astaire...

Una flor voló dentro de mi auto y se fue por la ventanilla.

Hice campaña por el Peje, tocando casa por casa.

Ya son ocho.

Archivo en precipicio