Agarrando Pueblo

A propósito de "Agarrando Pueblo", un ensayo cinematográfico filmado en los setenta, el colombiano Rubén Mendoza habló de los directores que explotan la pobreza y la ignorancia de sus personajes para ganar festivales europeos. Los vampiros de la imagen, la pornomiseria.

***

Directores del tercer mundo explicando, (¿justificando?) poniendo en un plato a medio digerir a sus paĂ­ses para consumo del primer mundo.

***

Y directores audaces -Ospina, Mayolo- proponiĂ©ndose hacer la pelĂ­cula que explote todas las miserias de Cali. Ya tenemos gamines, putas, locos, vagabundos... Haciendo ellos mismos de cineastas farsantes al servicio de la televisiĂłn extranjera, moviĂ©ndole el bote al mendigo, regalando monedas a los niños antes que curarles sus heridas, tomando la casa ajena como set, al punto de correr al legĂ­timo dueño loco que no acepta rentarles su casa; y que finalmente resultará ser un actor más, que se limpiará el culo con el dinero que le ofrecen antes de preguntar "¿quĂ© tal me vi?"